La verdad, y nada más que la verdad

Por Sergio Ramírez

Cuando pienso en la poesía empiezo por averiguar conmigo mismo lo que no puede ser, y lo primero que quito de por medio es la falsedad de la retórica. Una poesía que sea como un hacha afilada capaz de quebrar el hielo que cubre el mar helado dentro de nosotros, y poder ver entonces lo que hay debajo en las aguas oscuras, como quería Kafka con la literatura. Una poesía en que cada palabra lleve lo que dice/ que sea como el temblor que la sostiene/que se mantenga como un latido.

Pienso entonces, ni más ni menos, porque en estas cosas tan delicadas debemos ser exactos, en la poesía de Rafael Cadenas, a quien siempre veo alejado, solitario, pensativo, en las fotos, meditando en que no ha de poner tinta dudosa ni añadir brillos a lo que es.

 

Estamos aquí para decir la verdad, y es que Rafael Cadenas es un gran poeta con el hacha en la mano, un gran poeta de nuestra lengua, al que envío desde la triste Managua a la triste Caracas este abrazo.
 

Sergio Ramirez

Sergio Ramírez. Escritor, periodista, político y abogado nicaragüense, fue vicepresidente de su país durante los años 1985-1990. Premio Cervantes 2017. Es el primer centroamericano en recibir dicho premio. Su obra ha sido traducida a más de 20 idiomas. Ha recibido los más importantes elogios de la crítica y entre sus reconocimientos se incluyen el Premio Alfaguara de Novela (1998), el Premio José Donoso (2011) y el Premio Internacional Carlos Fuentes a la Creación Literaria en Idioma Español (2014). 

© 2020 by ÁGRAFOS
 

  • Twitter Clean

Follow us on Twitter

​Follow us on facebook

  • w-facebook